Los jardines verticales como recurso sostenible para mejorar el comportamiento energético de los edificios

Jardín vertical más grande del mundo en el edificio Santalaia de Bogotá. Colombia. Paisajismo Urbano

¿Quieres conocer todos los beneficios de los jardines verticales? En este artículo te contamos cómo esta modalidad de jardín te permite ahorrar electricidad y gas natural.

En unos tiempos en que la sostenibilidad y el cuidado de la naturaleza son ideas muy ideas muy asentadas en la cabeza de la mayoría de los ciudadanos, es normal que hayan ido apareciendo en los últimos tiempos ideas que acerquen lo verde a la ciudad: el huerto ecológico pero, sobre todo, los jardines verticales, son prueba de ello. La aparición de este tipo de paisajismo urbano viene dada por la falta de espacio que hay en las ciudades, donde el metro cuadrado horizontal es mucho más caro, pero además para aprovechar las ventajas que nos brindan los elementos naturales.

Fachada vegetal del edificio B3 de Bogotá, Colombia, creada en 2013 por Paisajismo Urbano

Una de estas ventajas es el aislamiento, tanto térmico como acústico. Y es que las plantas, al colocarse sobre la pared, producen una capa que evita que el calor de la calefacción salga durante el invierno y que en verano puedas seguir fresco como una rosa sin necesidad de poner el aire acondicionado a una temperatura alta. Por supuesto, no es la única ventaja: es igualmente beneficiosa para reducir los ruidos de la calle, ya que las plantas son además un perfecto aislante acústico.

¿Cómo me ayudan a ahorrar energía?

El aislamiento térmico implica que el consumo de energía se reduce considerablemente ya que no hay pérdidas. En cualquier caso, es importante revisar las tarifas de energía que tengan suscritas y, en el caso de que no se adapten a tus necesidades, cambiarlas por otras. En estos casos, lo primero que hay que hacer es utilizar un comparador de tarifas eléctricas, que es la forma más rápida de conocer de primera mano y de forma completamente gratuita qué tipos de tarifas eléctricas son los que más se adaptan a tu consumo. Por supuesto, existe un comparador equivalente de tarifas eléctricas para el gas, en caso de que también quieras cambiar el contrato que tienes con esta energía.

Los comparadores, por supuesto, ofrecen una comparativa tanto de las tarifas del mercado libre como las del regulado, creadas para proteger al pequeño consumidor. Estas tarifas de luz tienen precios que no son fijos pero sus tarifas son mucho más transparentes; si estás interesado en ellas, puedes contratarlo a través de una comercializadora regulada, como puede ser Endesa XXI o Curenergía Comercializador de Último Recurso.  Además, en caso de que necesites solicitar el bono social, que es un descuento en tu factura de la luz para clientes de las tarifas reguladas, podrás solicitarlo a través de Endesa o de la comercializadora que hayas elegido. ¿Quieres conocer un poco más sobre Endesa? ¡Te lo contamos en el siguiente artículo: https://www.serviciosluz.com/endesa/.

¿Qué otros beneficios me aporta un jardín vertical?

No obstante, ni el ahorro energético ni el aislamiento acústico son los únicos beneficios de esta técnica que combina ingeniería, arquitectura, decoración y biología. ¿Quieres conocerlos todos? Te los dejamos a continuación:

  • Un gran impacto visual. Los jardines verticales impresionan, incluso cuando estás acostumbrado a verlos.
  • Pueden dar a tu negocio o tu hogar un toque de distinción y una imagen verde tan ‘trendy’ en días como hoy.
  • No se necesita mucha agua para su mantenimiento, lo cual hace que cuidar de tu jardín sea más fácil de lo que piensas.
  • Es posible instalarlo en casi cualquier fachada, lo cual hace que no haya excusas para no tener uno.
  • La variedad de jardines verticales que puedes conseguir es enorme, tal y como podemos encontrar en este artículo del diario El Mundo que muestra los jardines verticales más asombrosos del mundo. ¿Has encontrado ya el tuyo?