8 claves para saber si un jardín vertical está sano

Jardin vertical sano

Cuando vemos un jardín vertical podemos decir si es bonito o no, según nuestro criterio estético. Puede impresionarnos más o menos y, generalmente, juzgaremos a la empresa que lo ha realizado en función a cuánto nos guste su trabajo. Sin embargo, no sólo debemos tener en cuenta la estética de los jardines verticales, sino también su salud. Una buena empresa de jardinería vertical compondrá sus muros verdes de tal forma que permanezcan sanos.

Las 8 claves

Desde Paisajismo Urbano queremos ayudaros a saber lo debéis que buscar cuando contempléis por primera vez un jardín vertical para poder apreciarlo adecuadamente.

  1. Sin huecos. Un jardín vertical sano tendrá toda su superficie cubierta de plantas. Las calvas en la superficie de una fachada vegetal indican que antes en esos lugares habían plantas que han muerto, lo que quiere decir que algo está fallando. Ojo, hablamos de jardines verticales desarrollados. En muros verdes recién plantados siempre habrá pequeños espacios entre las plantas para que puedan crecer.jardin-vertical-claves1
  2. El color de las hojas. Las plantas de un jardín vertical saludable no tienen las hojas de colores amarillentos, salvo aquellas en las que es su color natural. Cuando las hojas comienzan a amarillear es señal de que algo está fallando y hay que revisarlo.
  3. Sin puntas quemadas. Una planta cuyas hojas tienen las puntas secas o quemadas no es una planta sana. Hará falta una revisión del jardín vertical para ver qué está provocando ese daño y ponerle remedio.jardin-vertical-claves3
  4. Sin demasiadas hojas secas. Es normal que a una planta se le sequen y caigan algunas hojas, pero el exceso de hojas secas en un jardín vertical suele denotar una falta de mantenimiento que, a la larga, acabará afectando a la salud de la vegetación.
  5. Si son plantas con flor, que florezcan. Si al llegar la época de floración de las plantas que componen el jardín vertical estas no florecen quiere decir que algo no está funcionando. Puede ser una carencia de nutrientes, falta o exceso de sol…jardin-vertical-claves5
  6. Sobrevivir no es lo mismo que vivir. Que un jardín vertical sobreviva no quiere decir que sus plantas estén bien. Para que los jardines verticales puedan “vivir” requieren un control de sus condiciones, así como un hábitat adecuado y espacio para crecer.
  7. Plantas frondosas. La mejor manera de saber que los jardines verticales están en buenas condiciones es que las plantas que crecen en ellos estén creciendo bien, volviéndose densas y frondosas. Pero hay que tener cuidado con este punto. Muchas empresas basan el aspecto de sus jardines verticales en la reposición de las plantas. Un jardín vertical en el que se vayan quitando las plantas débiles o muertas y plantando especímenes nuevos no es un jardín sano, es un engaño.jardin-vertical-claves7
  8. Los bichos. La presencia de insectos en los jardines verticales es completamente normal. De hecho, en un jardín sano debe haber abejas y otros pequeños invertebrados. Sin embargo, la cantidad de bichos presentes en un jardín vertical debe estar equilibrada con el número de plantas presentes en el mismo. Un exceso o plaga es un perjuicio para las plantas y señal de que existe un desequilibrio en los componentes del muro verde.